¿Tu auto cuenta con el mantenimiento adecuado?

¿Tu auto te lleva a todas partes? Si es así, entonces necesitas estar seguro de que funcione correctamente en cualquier trayecto.

Es posible que tu auto no reciba la atención que necesita para funcionar por más tiempo. También es fundamental tener la póliza adecuada a tus necesidades. Si tampoco lo has revisado, hay varios seguros en México que pueden ser de gran ayuda para ti.

Descubre cuáles son estos servicios de mantenimiento preventivo y cómo pueden beneficiarte.

Revisa si tu auto necesita cambios regulares de aceite y filtro

El aceite del motor evita que tu vehículo se sobrecaliente y básicamente ayuda a que tu motor funcione como debería. Naturalmente, este aceite se ensucia con el tiempo.

Durante un cambio de aceite, tu auto obtiene aceite limpio y un filtro limpio para que pueda seguir haciendo este trabajo tan importante.

Sigue las especificaciones establecidas por el fabricante de tu vehículo. Si no estás seguro de la frecuencia con la que debes realizar un cambio de aceite, visita el centro de servicio más cercano para recibir orientación en persona.

tu auto 1

Cambia las llantas de tu auto cada 6 meses

Todas las llantas se desgastan con el tiempo, pero se desgastan de manera diferente según su posición. Por ejemplo, las llantas delanteras suelen trabajar más y se desgastan más rápido que los neumáticos traseros.

Durante una rotación de llantas, las llantas se quitan, se cambian y se vuelven a montar. Las rotaciones regulares ayudan a que los cuatro neumáticos se desgasten al mismo ritmo.

Los neumáticos deben rotarse cada seis meses o cada 9,000 o 12,000 kilómetros.

No te olvides de la alineación

La alineación de las llantas es igualmente importante, pues asegurará que el peso se distribuya equitativamente alrededor del eje para que la llanta no se tambalee ni se golpee en la carretera.

La alineación de las llantas, por otro lado, consiste en asegurarte de que tus neumáticos estén paralelos entre sí y perpendiculares a la carretera, mejorando la comodidad de conducción y la eficiencia del combustible simultáneamente.

Instala nuevos limpiaparabrisas

Después de algunas temporadas de lluvia, la goma de los limpiaparabrisas puede empezar a deteriorarse. No te dejes atrapar por un aguacero con un limpiaparabrisas de mala calidad y poca visibilidad.

Inspecciona y reemplaza tus limpiaparabrisas cada vez que notes que no mantienen limpia y despejada tu vista de la carretera.

Checha la batería

Una batería agotada puede dejarte varado en los momentos más inconvenientes, ¡aunque siempre es un inconveniente quedarse varado! Afortunadamente, hay formas de evitar ser sorprendido por una batería descargada.

Ya sea que experimentes síntomas extraños o hayas tenido la batería durante mucho tiempo, puedes llevar tu auto a un servicio automotriz para una prueba de batería gratuita. Si te gustaron estos tips, comparte con tus amigos y conocidos.

También te puede interesar: Recomendaciones para vender tu auto con éxito

Entradas relacionadas