cotizacion de seguros para autos

¿Qué es un auto seminuevo?

Los autos seminuevos generalmente no tienen más de unas cuantos kilometros.
El automóvil puede haber sido registrado por un fabricante, distribuidor o el primer propietario, alguien que planea vender el automóvil rápidamente.

Los autos demo solían proporcionar pruebas de manejo a los compradores en un concesionario. Pueden tener algunas miles de millas en el reloj, pero a menudo tendrá muchos extras y se habrá cuidado bien para impresionar a los compradores.

Comprar un automóvil seminuevo puede ofrecerte un descuento atractivo, pero también significará que tienes una garantía más corta. Esto se debe a que la garantía comienza tan pronto como se registra el automóvil, lo que podría pasar meses antes de que compren el automóvil.

Técnicamente serás el segundo dueño. Además, las mejores ofertas financieras a menudo están reservadas para automóviles nuevos, por lo que el ahorro casi nuevo puede no ser tan grande como esperas.

¿Qué necesitas de un auto usado?

Antes de comenzar tu búsqueda, vale la pena precisar los requisitos exactos, ya sea un arranque rápido o una tracción en las cuatro ruedas. te recomendamos que escribas una lista que priorice lo que quieres y necesitas que haga un automóvil, y eso debe incluir una idea de cuánto estás dispuesto y puedes pagar.

La revisión de autos lo suficientemente viejos como para haber llegado al mercado de segunda mano incluyen un precio inicial bajo para darte una idea de lo que puedes pagar. También puedes consultar un sitio web de clasificados de autos usados, para buscar autos en tu rango de precios.

Considera los costos de funcionamiento

Comprar un auto seminuevo significa que normalmente puedes evitar la mayor pérdida en el valor de un automóvil a través de la depreciación, que ocurre en los primeros años.

Sin embargo, a medida que un automóvil envejece y transcurre la garantía (generalmente duran de tres a cinco años, aunque hay algunas garantías de siete años disponibles), el mantenimiento a menudo se vuelve más intenso y costoso. Entonces vale la pena tenerlo en cuenta.

Los autos deportivos y los autos de lujo pueden estar entre los más caros de mantener, debido a sus grandes motores de alto rendimiento y su amplio número de sensores.

Recuerde presupuestar también los impuestos, solicitar una cotizacion de seguros para autos, el servicio de mantenimiento y el consumo de combustible.

Mantén una mente abierta

Considerar una marca o modelo anticuado, o un tipo de motor impopular, podría ayudarte a comprar una ganga.
Pero asegúrate de que sea una marca en la que puedas confiar.

Obtén una valoración

Las herramientas de valoración de automóviles seminuevos en línea te brindan una valoración personalizada del automóvil que estás considerando comprar, lo que te coloca en una posición más sólida como comprador. La mayoría funciona permitiéndote ingresar un número de registro y un millaje aproximado, pero también puedes buscar por marca, modelo y año.

¿Concesionario de automóviles, vendedor privado o subasta de automóviles?

Los distribuidores independientes generalmente ofrecen precios más bajos y más opciones, ya que no están vinculados a una marca en particular. Sin embargo, cualquier garantía ofrecida puede ser limitada y la calidad de los automóviles es más variable.

Comprar a un vendedor privado suele ser más barato, aunque la mayoría de los autos se venden como se ven, por lo que tendrás muy poco retorno legal si las cosas salen mal. Es posible que también debas organizar tu propia cobertura de seguro para probar legalmente un automóvil ofrecido por un vendedor privado.

Verifica la procedencia del vehículo

Un historial de vehículos usados o una verificación de procedencia del vehículo mostrará si un automóvil tiene una financiación pendiente, o si una compañía de seguros lo pagó por robo anteriormente. Recomendamos verificar cualquier compra potencial de esta manera, especialmente si la ofrece un vendedor privado, o podrías arriesgarte a que tu automóvil sea incautado.

Ten cuidado con las opciones muy baratas, que generalmente se encuentran en línea, ya que las compañías que las respaldan a menudo no tienen acceso a las mismas bases de datos de información. Los proveedores de procedencia de buena reputación garantizarán la información que suministran, minimizando el riesgo para los compradores.

Regatea duro

Si decides comprar después de revisar y probar el auto usado, es hora de negociar un precio. Busca cosas que puedan aumentar los costos en el futuro cercano, llantas desgastadas o amortiguadores, y úsalos como puntos de negociación.

También te puede interesar: Consejos para el viaje por carretera perfecto

Entradas relacionadas

Deja un comentario